Vía Coaching - Coaching personal y de negocios (833) 215-2625 / 044 (833) 175-7371

contacto@viacoaching.com.mx

Que lo ordinario no te aleje del ser extraordinario que hay en tí

20 septiembre 2013
 septiembre 20, 2013
ordinario

Soy un convencido de que todo ser humano guarda en su interior un talento (algunos tienen más de uno ) que puede y debe compartir al mundo. Descubrirlo, desarrollarlo y ponerlo al alcance de los otros, es nuestra responsabilidad.

Son esos talentos las llaves para que podamos realizar cosas extraordinarias. Puede ser en el arte, en el deporte, en el trabajo o negocio, en la  familia; en la ciencia o  tal vez sirviendo a la comunidad. Y por supuesto que  varios de estas áreas pueden desarrollarse de forma simultánea. Construir algo extraordinario a partir de nuestros talentos es una de las misiones y aventuras más nobles a los que cualquier de nosotros puede aspirar.

Pero no todos lo logramos. Y aunque se pudiera decir que hay circunstancias del entorno o del momento que pueden impedir que esto suceda, sigo creyendo que sea cual sea la situación o circunstancia externa,  el poder interior que debe impulsar a seguir ese  llamado único a la trascendencia sigue ahí. Así que desde mi punto de vista, el principal motivo por el cual no todos realizamos cosas extraordinarias es que simplemente no le dedicamos tiempo a las cosas extraordinarias. Malgastamos indiscriminadamente minutos de la  vida en lo ordinario

Y haciendo solo lo ordinario terminaremos siendo personas ordinarias.

Lo ordinario es parte de la vida, son todas esas pequeñas tareas cotidianas que conforman nuestra rutina o que en ocasiones lleguan en forma de pequeños problemas por resolver. Aunque también lo ordinario llega en formas mucho más atractivas y placenteras que funcionan como “escape” precisamente a la rutina o los problemas. Y es ahí donde muchos quedamos atrapados en ese círculo “rutina – problemas-escapes” que no deja tiempo para nada más.

Tienes que exigirte a ti mismo romper con ese ciclo. Eliminar, delegar o diferir tareas que no aportan valor para realmente enfocar tus talentos hacia la grandeza.

Esfuérzate en identificar cuáles son esas tareas diarias que sacan lo mejor de ti, y que te conducen a la construcción de tu legado, y decídete a hacerlo! No permitas que lo ordinario se robe al ser extraordinario que habita en ti.

 

Éxito

 

El editor

SRDC

Comments are closed.